lunes, 2 de noviembre de 2009

Resucitando un Scalextric (II)

Bueno, después enchufar la fuente de alimentación y comprobar que funcionaba (no hubo que llamar a los bomberos, aunque los coches soltaron alguna chispa), veo que los motores de ambos vehículos no andan muy finos, y si bien el del azul gira lento pero con fuerza como para moverlo por la pista, el del rojo está tan agarrotado que no consigue ni mover las ruedas a pesar de emitir un zumbido. Así que paso a desmontarlos...

El coche "colorao" desmontado en boxes. Se aprecia el deterioro de las ruedas.

...y los lubrico bien con aceite. Tras un rato de manipulación, ambos motores van casi igual de finos, y el giro de las ruedas es mucho más fluido. Faltará comprobar en la pista si realmente los dos van a la misma velocidad, aunque me da que el rojo no funcionará tan bien.

No entiendo mucho de electrónica, pero este motor es tan simple como efectivo.

Respecto al resto de elementos, ya se ve que los neumáticos están agrietados por el paso del tiempo y se deberían cambiar todos, así como las escobillas. En la parte ornamental ambos coches tienen una tobera trasera rota que paso a pegar, aparte de suciedad y polvo, claro. Aún queda faena por hacer antes que puedan rodar en condiciones.

Las escobillas también están para cambiar.

Para terminar esta entrega y como curiosidad, he descubierto (llamadme profano) que el modelo de estos coches, el Tyrrell P34, existió en realidad y llegó a competir en la F1, aunque sus pilotos no se comieron un colín. Más información aquí.


Salu2, Paco.

3 comentarios:

Amador Lujan dijo...

Me has hecho soltar una lagrimita.

Todavia tengo en el desván mi viejo scalextric heredado (de un familiar) y me he acordado de las largas horas montando las pistas, los cables del transformador (mi scalextric es antiguo), los mandos,.... y lo jodidamente dificil que eran encajar las pistas entre si.

PakoRock dijo...

Me alegro que te haya gustado. Sí que son algo difíciles de encajar las piezas, y si lo piensas bien, quizás el sistema de alimentación no pasaría los controles de seguridad actuales, pero es un gran juguete. Ahora estoy con el tema de las ruedas de los coches, me va a tocar comprarlas por internet.

Amador Lujan dijo...

Pásate por Juguetes Roig, que ahi es donde yo compraba antes los recambios para los coches.

(creo recordar que está en la calle Colón).